Cuando existe una mordida abierta los pacientes tienen dificultades para cortar un hilo o dar un mordisco a un bocadillo porque los dientes superiores no montan sobre los inferiores y es difícil cortar,  acaban sujetando el bocadillo entre los dientes y cortándolo al tirar con las manos.

En estos casos no solo se mejora la estética sino también la función de la boca.

Mordida abierta

Mordida abierta